Método Delphi: sondeo de expertos

Las empresas suelen tener como objetivo existir el máximo tiempo posible para obtener mayores beneficios económicos. Para ello, las grandes organizaciones realizan un plan estratégico en el que es importante conocer el entorno en el que se desarrolla su actividad (los peligros que la pueden amenazar, oportunidades de crecimiento, situación del mercado...).

Las técnicas de prospectiva de futuro son claves para conocer la viabilidad de la empresa y dentro de ellas se encuentra el Método Delphi, una técnica subjetiva basada en la opinión de expertos para sondear la evolución del entorno de la empresa.

El nombre de este método de prospección proviene del oráculo de Delphos, que se encontraba en la antigua Grecia, al que se acudía para hacer preguntas al dios a través de una sacerdotisa. A pesar del carácter siempre ambiguo de las respuestas, el oráculo de Delphos era el que tenía mejor reputación por la certeza de sus predicciones.

Esa misma excelencia de prospección es la que pretende el Método Delphi. La consulta, a través de cuestionarios, para buscar un consenso en un grupo de entre 25 y 30 expertos del ámbito se presupone una forma óptima y contrastada de evaluación.

El método tiene cuatro etapas sucesivas de envíos de cuestionarios, de los que se sintetizan las respuestas para elaborar la siguiente consulta, hasta llegar a un resultado de consenso.

Tras un primer test de aproximación, en la segunda consulta los expertos deben volver a responder viendo los resultados de la primera y justificar sus divergencias con el grupo. En la tercera consulta, se pide a cada experto comentar los argumentos que disienten de la mayoría y en el cuarto turno se reclama la opinión sobre el consenso final.

Se busca un consenso que sólo se verá truncado si las posturas son muy distantes, aunque también la presión por el acuerdo puede evitar una buena previsión.

Esta técnica tiene la ventaja de eliminar el efecto líder de otros métodos de expertos, pues los encuestados son anónimos entre sí, pero es muy importante para un correcto resultado escoger bien a los testados y definir bien el campo de investigación, con preguntas precisas, cuantificables e independientes.

Información elaborada por Óscar Torrico

© Laboris

Schibsted Classified Media Spain
Laboris es una web de Schibsted | Laboris.net cumple con la ley orgánica 15/1999 de 13 de diciembre de protección de datos de carácter personal
© 2014 Schibsted Classified Media Spain, S.L.