Técnico en recursos humanos

El técnico en recursos humanos es el especialista en la gestión de las políticas de personal de una empresa. Su ámbito de responsabilidad incluye todo lo relacionado con la plantilla de la organización: desde la selección de candidatos para los diferentes puestos de trabajo hasta la gestión administrativa de sus contratos y nóminas.

En la mayoría de grandes empresas suele haber un departamento de RR.HH. muy desarrollado con un director y varios mandos intermedios: el jefe de selección, el responsable de formación y desarrollo, el de relaciones laborales... Los técnicos en recursos humanos estarían, a su vez, a las órdenes de estos mandos intermedios.

En estas organizaciones, el técnico en recursos humanos suele encargarse de la gestión administrativa y de tareas de apoyo en el proceso de reclutamiento y selección: gestión de la base de datos de currículums, inserción de anuncios en la prensa especializada o en bolsas de empleo, contacto con los candidatos, etc.

En las pymes, en cambio, debe asumir todas las funciones de recursos humanos. Así, sus responsabilidades teóricas serían:

  • Planificación, reclutamiento y selección del personal:

  •     - Define las necesidades de plantilla de la empresa.
        - Establece el perfil profesional para cada puesto de trabajo.
        - Recluta y selecciona a los candidatos.
  • Planes de formación y desarrollo de los trabajadores:

  •     - Gestiona cursos de formación para los empleados.
        - Define el plan de carrera de cada profesional dentro de la compañía.
        - Ayuda a establecer la política retributiva de la empresa.
  • Relaciones laborales:

  •     - Representa a la compañía en negociaciones con los trabajadores.
        - Atiende las consultas de los empleados en todo lo que concierne a su relación con la empresa (sueldos, horarios, días de vacaciones...).
  • Gestión administrativa:

  •     - Tramita altas y bajas de contratos, nóminas y toda la documentación que genera la relación entre empresa y trabajador.

    ¿Qué formación necesitan?

    Hay dos grandes áreas de conocimiento que capacitan a una persona para introducirse en el mundo de los recursos humanos:

  • Primero, el marco legal de las relaciones laborales. El Estatuto de los Trabajadores, el Derecho del Trabajo, el funcionamiento de la Seguridad Social, etc.

  • En segundo lugar, las técnicas de reclutamiento y selección de profesionales, que han de ir acompañadas de conocimientos de psicología o, como mínimo, de una cierta capacidad para identificar las motivaciones y los rasgos de carácter más importantes de cada persona.

    En el sector de los recursos humanos hay profesionales procedentes de carreras muy diversas: ingenierías, derecho, graduado social, ciencias empresariales... Sin embargo, los estudios directamente relacionados con el sector son, por un lado, relaciones laborales y ciencias del trabajo (que preparan sobre todo en la vertiente legal) y psicología, posiblemente la principal cantera de profesionales del sector.

    No hay que olvidar, por supuesto, los múltiples cursos de postgrado y masters en recursos humanos que han aparecido durante los últimos años. Tienen una clara orientación práctica y en general son una buena alternativa para entrar en el sector.

    ¿Qué cualidades deben reunir?

    Para hacer carrera en el área de recursos humanos son básicas competencias como la capacidad de organización, las habilidades de comunicación, la gestión de equipos... Y, por encima de todo, la capacidad de negociación y gestión de conflictos. Las reuniones maratonianas para la firma de un convenio colectivo o la ejecución de un expediente de regulación de empleo pueden ser una auténtica prueba de fuego para el profesional más experimentado.

    ¿Qué perspectivas profesionales tienen?

    Los técnicos en RR.HH. tienen tres grandes sectores a los que dirigirse:

  • Departamentos de recursos humanos de empresas públicas y privadas
  • Consultoras de recursos humanos
  • Empresas de trabajo temporal

    Durante los últimos años, el boom del trabajo temporal ha supuesto un fuerte impulso a las contrataciones de técnicos en RR.HH., especialmente de psicólogos para procesos de selección.

    Al mismo tiempo, las dificultades de muchas empresas para encontrar profesionales cualificados han facilitado que la gestión de personal empezara a consolidarse en España como un factor clave para la competitividad de las empresas. Esto ha provocado el crecimiento de las consultoras especializadas y un mayor desarrollo de los departamentos de recursos humanos.

    En las empresas privadas se observan dos tendencias:

    Por un lado, la externalización de las tareas administrativas a empresas de servicios y de la selección y formación a consultoras especializadas.

    Por el otro, un proceso quizá más importante: algunas grandes compañías están facultando a sus jefes de departamento para que gestionen el día a día de sus equipos también en el área de recursos humanos: planificación de días de vacaciones, política de salarios, nuevas contrataciones...

    Todo esto ocurre en un momento en que el número de personas que buscan empleo en este sector y que tienen la formación adecuada para trabajar en él es mayor que nunca. Y no parece que en el futuro inmediato vaya a haber oferta suficiente de puestos para absorber tanta demanda. El mercado, en una palabra, está llegando a saturarse.

    De todos modos, es cierto que el sector de recursos humanos es un ámbito profesional en el que la empresa española tiene aún mucho por hacer.

    © Laboris


  • Schibsted Classified Media Spain
    Laboris es una web de Schibsted | Laboris.net cumple con la ley orgánica 15/1999 de 13 de diciembre de protección de datos de carácter personal
    © 2017 Schibsted Classified Media Spain, S.L.